10 de Diciembre de 2018 - 08:44

Usted se encuentra en: Sitio de Enfermedad Vascular Periférica para Pacientes / HOME / Prevención

PREVENCIÓN

La forma más efectiva de prevenir la enfermedad vascular periférica y el desarrollo de aterosclerosis en otras arterias del organismo es tener hábitos saludables.

Tener una dieta rica en frutas, verduras y cereales con bajo contenido de grasas y sal, realizar ejercicio regularmente, no fumar y tener un peso adecuado. La adopción de estos hábitos está recomendada tanto para la prevención como para el tratamiento de todas las enfermedades cardiovasculares.


El tratamiento de la enfermedad vascular periférica está destinado a reducir los síntomas y prevenir la progresión de la enfermedad. En la mayoría de los casos los cambios de estilo de vida, el ejercicio y la medicación son suficientes para reducir la progresión o aún revertir los síntomas de la enfermedad vascular periférica.

Ingesta de Grasas

  • Las grasas que consumimos a través de la dieta pueden ser de tres tipos: Grasas Saturadas, Insaturadas y Trans. Una vez digeridas, son convertidas en colesterol malo (LDL), colesterol bueno (HDL) y otras grasas o lípidos llamados Triglicéridos. Estas grasas son transportadas por la sangre a los diferentes órganos donde son utilizados. El exceso de LDL se deposita principalmente en las arterias, mientras que la función del colesterol HDL, es remover el exceso de colesterol LDL de los vasos y, prevenir aterosclerosis.
  • SEPA LO QUE COME!
    Aprenda a leer las etiquetas de los alimentos que consume

    Comer alimentos con alto contenido de grasas saturadas y trans provocan un incremento del colesterol malo en la sangre, lo que a su vez aumenta el riesgo de sufrir aterosclerosis.
  • Las grasas saturadas se encuentran en los productos de origen animal. Los alimentos con mayor contenido en grasas saturadas son: carnes rojas, piel de pollo, embutidos, quesos duros, manteca, mayonesa, leche entera, otros derivados lácteos enteros.

    Las grasas Trans son un tipo de grasas que se encuentra principalmente en alimentos industrializados, que han sido sometidos a hidrogenación. Estas grasas son también peligrosas para el corazón.
    Se encuentran en margarinas, comidas rápidas, productos comerciales horneados (galletitas, bizcochos, etc.) alimentos procesados y fritos.
    Alimentos como carnes rojas, embutidos, quesos duros, manteca, leche entera, otros derivados lácteos enteros y productos de repostería, son los que más colesterol malo contienen y por lo tanto los que más contribuyen al desarrollo de aterosclerosis.

    Las grasas Insaturadas son beneficiosas. La grasa del pescado y del pollo son insaturadas. La mejor fuente de grasas insaturadas son los aceites vegetales, los cuales pueden dividirse en dos categorías: las grasas monoinsaturadas, como el aceite de oliva, de maní y de palta y las poliinsaturadas, procedentes del aceite de maíz, de soja, girasol, lino y chia.

    Los ácidos grasos Omega son una forma de grasa poliinsaturada. Estos ácidos grasos se obtienen de pescados como el atún, salmón y caballa, de vegetales de hoja verde, aceites de lino y chia.

    Los ácidos grasos Omega  son beneficiosos porque disminuyen los niveles de colesterol malo y  otras grasas como los triglicéridos, además de poseer propiedades antiinflamatorios y anticoagulantes, lo que contrarresta las alteraciones observadas en la aterosclerosis.

    Una dieta baja en grasas saturadas y grasas trans y colesterol y rica en granos enteros, frutas, y verduras le ayudará a reducir sus niveles de colesterol.

 

Elija alimentos saludables
para su corazón


Leche descremada <1 % grasa, yogurt y quesos bajos en grasa y sal


Pescado, pollo sin piel, cortes de carne bajos en grasa, horneadas o hervidas


Cereales, pastas, legumbres


Frutas y vegetales frescos (sin sal ni aderezos preparados)


Aceite en aerosol
Arroz y panes integrales


NO agregue sal a las comidas
Cuando elija quesos, panes y cereales mire la etiqueta del alimento para elegir aquellos con menor contenido de grasa y sal (sodio)

Evite estos alimentos

> Leche entera
> Cremas y helados
> Quesos duros
> Manteca
> Embutidos, salchichas, fiambres
> Ingredientes de copetín
> Yema de huevo

CARDIO ELEA

Laboratorio Elea asume que Internet es un medio de comunicación global; sin embargo, la industria farmacéutica está sujeta al marco regulatorio específico de cada país. Toda la información referente a nuestros Productos contenida en este sitio web, esta exclusivamente destinada a satisfacer la necesidad de los profesionales de la salud, de obtener mayor información para el uso adecuado de los medicamentos. Dicha información, jamás podrá sustituir el asesoramiento, diagnóstico, indicación o consejo profesional de un médico calificado.

Laboratorio Elea le recuerda la importancia de consultar con su Médico y/o Farmacéutico ante cualquier duda.